Cómo Probar La Bomba De Gasolina (1994-1999 2.0L Mazda 626)

La bomba de gasolina de 1994-1999 2.0L Mazda 626 se puede probar para saber si está defectuosa o no. Son dos pruebas básicas para probar la bomba de combustible. Una de ellas se hace con un medidor de presión de combustible y la otra se realiza con arrancador.

En este tutorial explicaré las dos pruebas en detalle para que te puedas dar cuenta si la bomba de gasolina está averiado y por lo tanto provocando que tu Mazda arranque pero no prenda.

Puedes encontrar este tutorial en inglés aquí: How To Test The Fuel Pump (1994-1999 2.0L Mazda 626) (en troubleshootmyvehicle.com).

Síntomas De Una Bomba De Gasolina Averiada

Cuando falla la bomba de combustible por lo general simplemente deja de funcionar por completo.

En ciertos casos la bomba de combustible falla de tal manera que el carro prende pero no tiene fuerza al acelerarlo en carretera.

Éstos son algunos de los síntomas específicos que verás cuando la bomba de combustible falla completamente:

  1. El motor arranca pero no prende.
  2. Existe el disparo de chispa a los 4 cilindros y la computadora de la inyección electrónica está activando los 4 inyectores de combustible.
  3. El motor prende momentáneamente cuando le rocías arrancador al cuerpo del acelerador (y arrancas el motor).

Cuando la bomba de gasolina está funcionando con bajo desempeño verás uno o varios de los siguientes síntomas:

  1. Código de mezcla de aire/combustible extremadamente pobre.
  2. Marcha mínima inestable.
  3. El motor tarda en prender.
  4. Falta de fuerza al acelerar el vehículo en carretera.
  5. El motor echa explosiones a través del múltiple de admisión cuando aceleras el carro en carretera.

Ambas condiciones pueden ser probadas con un medidor de presión de combustible. Bien, con esta información empecemos con la primera prueba.

TEST 1: Usando Arrancador Para Verificar La Falta De Combustible

Cómo Probar La Bomba De Gasolina (1994-1999 2.0L Mazda 626)

Una de las técnicas más antiguas, que usa el mecánico para verificar un ‘arranca pero no prende’, es rociarlo arrancador al cuerpo del acelerador y arrancar el carro (para ver si el motor prende aunque sea momentáneamente).

Necesito decirte que el resultado de esta prueba depende de que primero verifiques que los 4 cilindros tengan alimentación de chispa. Así que si todavía no has confirmado el disparo de chispa en los cuatro cables de alta tensión, deberías hacerlo primero.

IMPORTANTE: Esta es una prueba rápida y fácil pero tienes que tomar una medida de seguridad muy importante y esta es de volver a conectar el ducto de aire de admisión a la garganta del cuerpo del acelerador después de haberle rociado arrancador. El hacer esto ayudará a evitar que una explosión lance llamas desde la garganta del acelerador cuando estés arrancando el motor.

Esto es lo que tienes que hacer:

  1. 1

    Desconecta el ducto de aire de admisión de la garganta del cuerpo del acelerador. No tienes que removerlo completamente, pues necesitarás reconectarlo en el siguiente paso.

  2. 2

    Abre la mariposa del acelerador y rocía arrancador dentro de la garganta del acelerador.

    Reconecta el ducto de aire de admisión después de rociar el arrancador (no tienes que apretar la abrazadera).

  3. 3

    Arranca el motor una vez que hayas colocado el ducto sobre la garganta del cuerpo del acelerador y estés a una buena distancia del motor.

  4. 4

    Obtendrás uno de dos resultados:

    1.) El motor va a encender pero se apagará unos cuantos segundos después.

    2.) El motor solo arrancará pero no encenderá.

Averigüemos lo que significan los resultados de tu prueba:


CASO 1: El motor encendió y corrió durante unos segundos: Este resultado te indica que tu Mazda no está prendiendo por falta de gasolina al motor.

El siguiente paso es probar la presión del combustible con un medidor de prueba de presión de combustible. Para esta prueba sigue a:TEST 2: Verificando La Presión De Combustible Con Un Medidor.

CASO 2: El motor no encendió, ni siquiera momentáneamente: Esto generalmente significa que la falta de combustible no es la razón por la cual el motor de tu Mazda 626 no está encendiendo.

Ahora, recuerda lo que te dije acerca de que esta prueba no es muy confiable? Bueno, te sugiero que hagas una prueba más y esto es probar la presión del combustible con un manómetro de prueba de presión de combustible. Para esta prueba sigue a: TEST 2: Verificando La Presión De Combustible Con Un Medidor.